9/5/13

LA CIUDADELA DE CARCASONA



Situada a orillas del río Aude, en las provincias de Languedoc-Rosellón, el origen de esta  “Cité" medieval  se remonta a 2500 años.  Fue una ciudad romana fortificada en el Bajo Imperio y conquistada sucesivamente por visigodos, sarracenos y francos. Es en esta época donde surge la leyenda de la Dama Carcas, que da lugar al nombre de la ciudad:


Carcas era la esposa del gobernador musulmán Balaak cuando Carlomagno asedió Carcassone. Lo hizo durante 5 años con la intención de que sucumbieran de hambre. Así sucedió con muchos habitantes y en el transcurso de este tiempo, el gobernador también murió dejando a Carcas viuda y al frente de los caballeros que defendían la ciudad. Utilizó muchas tretas y argucias contra los francos. La última, al principio del sexto año, fue la de dar de comer el último saco de trigo que le quedaba al único cerdo que tenían. Hecho esto, mandó arrojarlo desde la torre más alta a los pies de la muralla. Cuando Carlomagno vio como desperdiciaban el trigo dándoselo a un cerdo, cayó en el engaño creyendo en la abundancia de víveres y, desanimado, abandonó el asedio. Carcas viendo la retirada ordenó tocar todas las campanas y fue cuando un soldado le dijo a CarloMagno: 

"Carca sonne" "Carca llama"  


(Esta leyenda de engordar un cerdo y arrojarlo desde las murallas se repite en el asedio de varias fortalezas, como la de Monsanto en Portugal)

 Durante los siglos XI y XII la ciudadela fue propiedad y residencia de la familia Trencavel, una de las más poderosas del Midi , pero a raíz de la cruzada contra la herejía cátara  decretada por el papa Inocencio III , fue asediada  y rendida al cabo de 15 días por la falta de agua. El vizconde Raimundo-Roger Trencavel  fue hecho prisionero (antes de acabar el año lo encontraron sin vida en la torre donde lo encerraron). La ciudad y todos sus territorios  pasaron al jefe de la cruzada, Simón de Monfort, cuyo hijo Amaury de Monfort cede todos su derechos al rey francés pasando  a ser senescalía  en 1226.

En 1240 el hijo Raimundo Trencavel intentó reconquistar la Cité sin éxito. San Luis decidió derribar los arrabales que se habían formado en torno a las murallas y construir una ciudad al otro lado del río Aude. La ciudadela fue restaurada y reforzada, prosiguiendo con las obras Felipe III el Atrevido y adquiriendo la apariencia de fortaleza que conocemos ahora.

Hasta la firma del Tratado de los Pirineos, Carcasona  por su situación fronteriza se convierte en una plaza fuerte de defensa  contra la Corona de Aragón con cinco puestos más avanzados", los cinco hijos de Carcasona”: los castillos de  Peyrepertuse, Aguilar, Queribús, Puilarens y de Termes.

Con este Tratado aumentó la distancia hasta la frontera española y  Carcassone dejó de ser importante como enclave militar a favor de Perpignan. A partir de aquí comenzó el abandono y deterioro, a la vez que aumentaba la prosperidad de la ciudad baja. Pasó a ser arsenal, se convirtió en un barrio de la comuna de Carcassone, su castillo pasó a ser prisión y gracias a la movilización de eruditos carcasoneses se impidió su demolición para utilizar sus materiales en otras construcciones.


A mediados del siglo XIX, el Estado francés le encarga al arquitecto Viollet-le-Duc la restauración de la ciudadela para que le devuelva su apariencia medieval. Esta restauración ha sufrido innumerables críticas a lo largo de la historia. Las más importantes:
  • las que alegaban que las partes destruidas no debían se reconstruidas para no privar a la ciudadela de su encanto romántico
  • las que acusaban al arquitecto de haberla restaurado con su particular  estilo y sin ninguna fidelidad. Por ejemplo, remató las torres del castillo y de la muralla con cúpulas recubiertas de pizarra cuando deberían haber sido terrazas, como es característico en la región. Ahora han empezado a sustituirse por tejas color rojo, propias de la zona. Otra reconstrucción que se ha criticado es la del puente levadizo.

Fiel o no a la realidad, la ciudadela se ha convertido en uno de los ejemplos más bonitos de la arquitectura medieval y reconocida por la Unesco como Patrimonio de la Humanidad.


Llegamos a Carcasona de noche buscando el área de autocaravanas, pero resultó ser un aparcamiento privado en una estrecha calle.  Hay que seguir el aparcamiento normal de la ciudadela y tras rebasarlo se encuentra el área, una explanada inmensa a la que se accede tras recoger el ticket que levanta la barrera.  El precio es de 5 euros pero gratuita de 8 de la tarde a 8 de la mañana.
Al día siguiente, con el recuerdo de la ciudadela iluminada de la noche anterior, entramos a verla por dentro.



Pasamos por el puente levadizo atravesando la barbacana de Saint-Louise o primera construcción defensiva , formada por un castillete almenado con saeteras y nos encontramos con la Puerta Principal o Narbona, la única por la que antiguamente entraban los carros. Está formada por dos impresionantes torres gemelas y encima del arco que separa las dos torres nos encontramos una estatua de la Virgen. 



Antes de atravesar la puerta, nos sedujo más pasear por las lizas, espacio que separa las dos murallas. Empezamos por la derecha, las llamadas lizas bajas pasando por la Torre del Tesoro o Trésau, de finales del siglo XIII y donde se cobijaba el tesoro real. 



No había nadie haciendo lo mismo así es que pudimos pasear, hacer fotos y fantasear con la Edad Media con total tranquilidad.  Las vistas son magníficas sobre la llanura del Aude y sobre la ciudad baja .






Pasamos junto al castillo condal, la parte más antigua de las lizas, en las que se aprecia la gran altura de la torre y muralla interior y el remate cuadrado de las torres de la muralla exterior

























Por la Torre de la Justicia, torre redonda donde se refugió la familia Trencavel 
huyendo de Simon de Monfort en la lucha contra los cátaros.









Por la Puerta de Aude y por la Torre de la Inquisición, sede del Tribunal

























Por la Torre del Obispo, cuadrada y con atalayas en las cuatro esquinas.

Entramos en las lizas altas pasando entre la Torre Mipadre y la Torre del Gran Brulas. Aquí se ensanchan de nuevo y se puede acceder al interior de la ciudadela por la Puerta de Saint Nazaire. Lo hicimos para curiosear, pues queríamos terminar el recorrido de toda la muralla, y nos encontramos con la Basílica.



Salimos de nuevo a las lizas y continuamos el recorrido por lo alto de la muralla exterior y pasando por la Torre de la Vade, atalaya para la vigilancia de esta parte oriental, volvemos de nuevo a la Puerta Narbona.






Habiendo rodeado ya todo el perímetro de las murallas y de nuevo frente a la puerta Narbona, la atravesamos entrando por una típica calle medieval repleta de tiendas de recuerdos y artesanía. Me gustó una que tenía gran variedad de infusiones en cajas muy decorativas y caramelos de violeta.

A la salida compré te verde a la violeta y los ricos caramelos que le regalaba Alfonso XIII a su amante. Esta calle te lleva directamente al Castillo Comtal.



El Castillo  del siglo XII era el palacio de los vizcondes Trencavel  pero al pasar a ser propiedad real se convirtió en una fortaleza con foso, cinco torres y galerías defensivas sobre los muros.

Las entradas las  compramos en la taquilla situada tras pasar la barbacana.  Se puede comprar también una autoguía pues la visita es libre. Cruzamos el puente sobre el foso y tras pasar la puerta del castillo enmarcada entre  dos torres con matacán nos encontramos el patio de armas rodeado de edificios de distintos siglos . Desde aquí se accede a las plantas superiores.


Pasamos primero al patio de Midi, que debió ser un gran patio con restos del gótico en  los muros y donde se ve la gran Torre cuadrada de Vigilancia o torre Pinte



























Subimos a la primera planta donde nos encontramos unas gárgolas que iban destinadas a la Basílica y una sala dónde se proyecta una película sobre la reconstrucción de Carcasona.


Paseamos por el  camino de ronda, una galería de madera situada en lo alto de las murallas desde la que se ven unas bonitas vistas sobre las torres y la Basílica de Saint Nazaire .



También se obtiene una vista estupenda de la entrada al Castillo a través de la barbacana con las torres Narbonas de fondo.


Y del patio de armas




Siguiendo por lo alto de la muralla llegamos a la destruida Capilla de Santa María, situada en el lado norte que solo conserva la estructura circular de la torre, y desde aquí fotografiándome primero como si fuera la Dama Carca  pasamos al Museo Lapidario con una exposición de estatuas, sarcógafos y varios elementos de piedra.



No pudimos ver bien y fotografiar la Iglesia de Saint Nazaire porque estaban celebrando los oficios religiosos. Fue construida sobre una antigua iglesia visigoda y  hasta 1801 ostentó el carácter de catedral.


Lo que sí hicimos fue  callejear por las calles de la ciudadela, viendo las distintas artesanías exibidas en los comercios y chocolates de todas las clases, con toda variedad de frutas y frutos. Parecían llamarnos desde el escaparate pero vencimos  la tentación y nos conformamos con el té y los caramelos de violeta. 



Al pasar por una animada plaza nos paramos a descansar y tomar algo antes de volver a la auto y comenzar el camino de vuelta a casa.



9 comentarios:

  1. Junto con Avignon, es un destino que tengo en la retina , esas ciudades medievales me encantan !
    un saludo PTB

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por pasarte por aquí a comentar! Un saludo

      Eliminar
  2. ¡Son unas fotografías espectaculares! Volvamos a la Edad Media. Besooos y buen fin de semana

    ResponderEliminar
  3. Felicidades, te hemos dado un premio por hacer un blog muy bonito, un saludo

    http://anticrisis2013.blogspot.com.es/2013/05/c-clxiv-premio-por-tener-un-blog.html

    ResponderEliminar
  4. Gracias a los dos!
    Guillermo, gracias por el premio. Me paso por tu blog.

    ResponderEliminar
  5. Qué magníficas leyendas y que posts tan fascinantes. Siempre me ha gustado este lugar. Por tal motivo, he decidido premiar a tu blog, desde el mío. FELICITACIONES AMIGA!!

    El Link:
    http://www.misteriosarealidad.com/2013/05/Premio-Best-Blog-y-Blog-exquisito-y-maravilloso-2013.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Alex. Te he dejado un comentario en el blog
      Saludos

      Eliminar
    2. que bueno , estuve en Carcasone hace unos años . ya les contaré
      hermosa tus fotos y tu nota
      es una ciudad inolvidable

      abrazotessssss viajeros

      Eliminar
    3. Gracias Patry, eres muy amable. Un abrazote!!

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...